Real Federación Española de Atletismo





 viernes, 13 de diciembre de 2019   ENTREVISTA WEB 93/2019
Teresa Ruzafa: "No me gustaba el deporte"

Por : Sergio Hernández-Ranera


Si hay alguien a quien el atletismo le cambió la vida, bien pudiera ser esta atleta máster alicantina. Y no porque su ejemplo designe una historia total de superación, que también, sino por el hecho en sí de acabar adorando algo que al principio, en sus años de juventud, casi aborrecía. Porque Teresa Ruzafa Manchón (Crevillente, 1959) no empezó a correr hasta los 47 años de edad y al poco, en apenas unos meses, se proclamó campeona de España de 5.000 metros en su categoría. Ya sexagenaria, en 2019 puede presumir de varios títulos mundiales en pista cubierta y cross.

VOCACIÓN TARDÍA
La relación con el deporte de Teresa Ruzafa es atípica, empezó a practicar atletismo cuando ya contaba con 47 años y ocho meses de edad. Fue cuando decidió quitarse los kilos ganados a raíz de su último embarazo.

¿Cómo es que te iniciaste tan tardíamente?
"La verdad es que el deporte nunca me gustó. Lo que pasa es que yo conocí el atletismo por mi marido, que corría maratones. Yo tengo tres hijos; dos chicos y una chica. El embarazo de la chica fue de alto riesgo y después de tenerla engordé muchísimo. Empecé a hacer dietas, pero mi marido me aconsejó que las dejara y comenzase a caminar y luego a correr. Total, me aficioné."

Fue entonces cuando llego tu primer éxito, casi de golpe…
"Sí, en cosa de siete u ocho meses adelgacé 18 kilos. Un año después, tras un par de carreras populares y con mi nuevo peso, me convertí en campeona de España de 5.000 metros en la categoría F45, sin apenas tocar la pista." [En el Campeonato de España de Atletismo Máster en 2007 en Águilas, Murcia, con una marca de 20:45:09]

"El Cross Es Una Prueba Donde Siento Libertad"

No está mal para una mujer a la que no le gustaba el deporte… ¿Te lo esperabas?
"Siempre lo pasé fatal en el colegio, en la clase de gimnasia. Mi marido, que es quien me entrena, vio que tenía algunas condiciones. 'A lo mejor nos llevamos alguna sorpresa', me dijo cuando fuimos a Águilas."

Corres desde 400 metros hasta medio maratón. Pero, ¿cuál es tu prueba preferida o, al menos, en la que te sientes mejor?
"La pista me gusta y la ruta también, pero a mí lo que me encanta es el cross. Es una prueba donde siento libertad, como si controlara la situación. Aunque es muy duro y hay muchas cuestas, es donde mejor estoy."

¿No es un poco complicado combinar entrenamientos tan dispares para distancias tan variadas? ¿Cómo son tus entrenamientos?
"Depende de lo que vaya a correr. Yo entreno seis días a la semana. Hay días que doblo sesión, un par de días. Pero yo siempre tengo mucho fondo. Y, claro, intento no dejar de entrenar el punto de velocidad. Pero si tengo que hacer pruebas de pista, me preparo para la pista. Igual que cuando corro alguna media maratón. Este año corrí la de Santa Pola, que no preparé, llevaba seis años sin correr ninguna y tampoco tenía la idea de participar en ninguna. Pero mi marido me dijo: 'Cuando cumplas 60 años, al día siguiente se celebrará la media maratón de Santa Pola. Podríamos ir'. Me apunté unos días antes de que se acabara el plazo de inscripción. Hicimos un par de entrenamientos, vio que iba bien y participamos. Hice mi primer récord de España en la media maratón [1:29:29]. Fernando Marquina [responsable del Departamento de Veteranos de la RFEA] me dijo que al paso de los 10 km también había batido el récord de mi franja de edad."

Tu mejor marca personal de los últimos años en 800 metros es otro indicador de lo atípico de tu caso. Es decir, esos 2.48.55 los consigues en pista cubierta en 2019, y no hace unos años. ¿Cómo lo explicas?
"Tengo 2:41 desde hace algo más de tiempo, pero este año sí, 2:48. Es una marca que hice en Polonia, en Torun, donde primero fui campeona del mundo en 3.000 m, al día siguiente también vencí en el cross y luego hubo dos días de descanso hasta las series de 800 metros. Pero me cerraron, no hubo forma de salir del grupo. Creo que es una marca que aún puedo mejorar un poco. La velocidad siempre la tengo bien y yo siempre me crezco en las pruebas. En los entrenamientos mi marido me marca los tiempos, yo me dejo la vida y no consigo hacerlos. Pero luego, en competición, me crezco y ahí sí que puedo correr a esos ritmos."

UN RANGO AMPLÍSIMO
Teresa Ruzafa se proclamó en 2019 campeona de España y del mundo en campo a través, 1.500 y 3000 m en pista cubierta, así como de la milla a nivel nacional. En 2016 fue la mejor atleta española en su categoría en la distancia de los 800 m y… en medio maratón. Teresa admite que la amplitud de su rango es un poco extraña. "Me lo dicen", afirma.

¿Lamentas no haberte dedicado al atletismo de joven? ¿O tal vez con la satisfacción actual es suficiente?
Pues sí. Hay mucha gente que me pregunta por qué no empecé antes. Pero yo he trabajado desde los 14 hasta los 47 años, cuando tuve que dejar de trabajar por un problema de cervicales. Y con tres hijos, nunca me planteé hacer deporte. Es posible que cada cosa tenga su tiempo. Tal vez entonces no hubiese disfrutado como lo estoy haciendo ahora, quién sabe. Pero ahora, con los hijos ya mayores, ves las cosas de otra forma.

Te lo preguntaba por aquello de no haber exprimido tus posibilidades físicas cuando seguramente tu organismo estaba en su apogeo…
Llevo ocho años con el mismo fisioterapeuta. Me ha tratado lesiones que él mismo creía que me iba a impedir correr para siempre, en la rodilla. En las revisiones médicas, los médicos suelen decirme que no tengo un organismo propio de mi edad, que parece que en vez de cumplir años, los vaya "descumpliendo".

¿Y cómo asume tu familia y entorno tu dedicación?
"Al principio, mis hijos me decían que estaba bien que saliese a trotar con las amigas a echar la tarde, pero según iba cumpliendo los entrenamientos, se asustaban un poco. "¡A ver si te va a pasar algo, que ya tienes una edad!" Pero ahora ven que llevo mis controles y analíticas, y que su padre me entrena bien. Yo misma, cuando noto algo raro en mi cuerpo, paro. Quiero decir, ellos están ahora más tranquilos. Pero cuando me van a ver a alguna carrera, sufren mucho. No me suelen acompañar a los campeonatos internacionales, porque trabajan. Pero cuando compito cerca de casa, lo normal es que vengan. Se lo pasan bomba."

"El Atletismo Me Ha Cambiado Muchísimo"

Y ya, para terminar, ¿crees que es posible jubilarse del atletismo máster?
"Yo ahora mismo estoy muy enganchada. Al volver de Polonia, la gente me decía que lo dejara ya, que ya era campeona del mundo y que ya lo tenía todo. Pero ya no es lo que pueda conseguir; es que me encuentro bien, con optimismo, tengo ganas e ilusión. Aparte, es también una forma de viajar y conocer gente. Es una forma de enfocar que todavía no estamos mayores para seguir compitiendo. Si alguien tuviera que poner pegas, sería mi marido. Pero el que más me anima es él. O sea, no tengo ningún problema. Ten en cuenta que cuando tuve a mis dos primeros hijos, me quedé con 49-50 kilos, pero con la tercera me metí casi en 69. Terrible, mido 1,56 m... Tenía dolores por todo el cuerpo y empecé a vestir ropa de señora mayor. Pues ahora me puedo poner la ropa de mi hija. El atletismo me ha muchísimo."

Comparte la noticia:





Imprimir esta noticia

























Servicio Oficial diseñado y producido por ATOS España. © Copyright 2020 / RFEA 1997-2020. Reservados todos los derechos.

| AVISO LEGAL | POLÍTICA DE PRIVACIDAD | Ejercicio de derechos ARSOL |