Real Federación Española de Atletismo
            Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en RSS Síguenos en Youtube Síguenos en Linkedin


 martes, 11 de junio de 2019   ENTREVISTA WEB 47/2019
Sheila Avilés. El bonito periplo de la jabalina a la élite del trail running

Por : Vicente Capitán - Fotos: Juan Miguel Muñoz


Sheila Avilés nació en Igualada (Barcelona) hace casi 26 años el día de San Fermín y reside en la localidad vecina de Santa Margarita de Montbui. En Igualada se hizo atleta pasando por muchas y muy diversas especialidades en las categorías cadete, juvenil y júnior. Aunque era buena corredora, sus mayores éxitos llegaron con la jabalina, con la que consiguió dos medallas en campeonatos de España y numerosos títulos autonómicos. Con el paso de los años llegó una cierta desilusión en el atletismo tradicional y casi por casualidad descubrió el trail running, en el que pronto empezó a destacar pese a su juventud. El pasado sábado consiguió la medalla de Bronce en su primer Mundial de Trail Running, hasta el momento, su mayor éxito internacional.

Repasando tu trayectoria atlética, encontramos resultados muy pisteros desde que eras cadete (años 2006 y 2007), donde apareces en los ránkings y resultados en pruebas tan dispares como los 1.500, 3.000, 1.500 obstáculos, pértiga, jabalina, cross... con muchos títulos autonómicos e incluso medallas nacionales ¿cuéntanos aquellos orígenes?
Con 10 años empecé hacer atletismo aunque anteriormente siempre había hecho todo tipo de deportes como: el baloncesto, balonmano, rítmica etc… En el atletismo empecé jugando en el Club Atlético Igualada y mis comienzos ahí fueron gracias a mi primer entrenador Sergi Badet el cuál se fijó en mí cuando luchaba contra las niñas que él entrenaba y me "fichó". Era muy polivalente y por ese motivo en las Ligas del Club he llegado hacer "miles" de pruebas. Pero es cierto que desde cadete ya empecé a ir con la Selección Catalana al Campeonato de España y en aire libre hacía lanzamiento de jabalina y alguna carrera de medio fondo o fondo. Fui medalla de bronce cadete en 2008 y subcampeona de España juvenil en 2010.

¿Y por qué y cuándo te "cansaste" del atletismo tradicional?
En el deporte siempre existen las lesiones y son momentos duros para todos, cuando llevas toda una temporada preparando con motivación y muchas horas de entrenamiento y llega el momento y te lesionas, es una decepción muy grande. Por este motivo, me cansé de estar constantemente luchando contra el reloj, ya no me apetecía seguir compitiendo y corriendo como antes, no le encontraba sentido seguir haciendo algo con lo cual ya no disfrutaba. Por esa razón, decidí colgar las zapatillas en el atletismo y empezar a disfrutar de hacer otros deportes pero sin presión. Tenía entonces 20 años.

Háblanos de tus primeras incursiones en el mundo del trail running.
Nunca había sabido que existían las carreras por montaña, hasta que varios amigos de la universidad me dijeron que ellos lo practicaban. Fue entonces cuando descubrí un nuevo mundo y una nueva motivación, la conexión entre dos pasiones: correr y la naturaleza. Me hizo volver a tener esa sensación de sentirme libre, como una niña pequeña que disfruta jugando. Mi primera idea era salir a correr por la montaña para disfrutar sin objetivos, sin metas, tan sólo por salud. Pero soy competitiva nata y enseguida me quise colgar un dorsal a nivel regional y empecé a verme delante en muchas carreras sin tener ninguna experiencia. Como anécdota, en las dos primeras carreras de montaña que hice más en serio, me perdí, además dos fines de semana seguidos.

Recuerdo perfectamente que en esas carreras sentí mucha frustración, llevaba casi toda la carrera yendo segunda, detrás de atletas muy experimentadas en el trail running y a falta de pocos kilómetros para el final me perdía. Llegué a creer que este deporte no era para mí. Poco después empecé a destacar en pruebas regionales.

Y cuándo te das cuenta de que puedes hacerte un hueco entre la élite internacional.
El segundo año al ver que iba bien decidí lanzarme a la piscina y hacer algo más nacional: las Skynational series, donde finalicé segunda clasificada absoluta con tan sólo 21 años. Y como para mejorar hay que salir de la zona de confort al tercer año fiché por Grifone y decidí plantarme en la Copa del Mundo, yo quería correr contra las mejores del mundo y ver mi nivel!! Y así fue… aquel primer año acabé 11ª del Skyworld Series, con buenas posiciones en más de una carrera. Tras ese año, me di cuenta que no estaban tan lejos de mi las profesionales, ellas dedicaban más tiempo que yo a entrenar porque yo estudiaba y trabajaba al mismo tiempo. A finales del 2016 conocí a mi actual entrenador, Andrés Arroyo y empezamos a trabajar juntos, gracias a él conseguí entrenar bien y mejorar en muchos aspectos, decidí tomármelo en serio... y acabé por apostar por el correr y dejar un poco de lado la faena y la verdad que la apuesta valió la pena ya que en el 2017 conseguí proclamarme Campeona de la Copa del Mundo de Skyrunning. En el 2018 finalicé cuarta en la Copa. Este año, empecé con un nuevo sueño, estar en uno de los mejores equipos del mundo, Adidas Terrex Internacional, poder estar en este equipo me brinda la oportunidad de poder dedicarme más profesionalmente al deporte y estar tranquila y motivada. Y de momento esta temporada ya he cumplido gran parte de mis objetivos como esta medalla en el Campeonato del Mundo de Portugal.

Eres licenciada en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte ¿esto te ha ayudado a reinventarte como deportista o has dejado todo en manos de terceros?
Siempre ayuda tener conocimientos sobre el tema, creo que por eso no me he saltado pasos, me gusta ser progresiva y me gusta entender con qué motivo se realizan los entrenamientos. Empecé los primeros años siendo autodidacta pero me di cuenta que era muy difícil y empecé a trabajar junto con Andrés Arroyo mi actual entrenador, creo que hacemos un muy buen equipo.

El año pasado y fuiste campeona de España de Carreras de Montaña RFEA (15 km) pero también llevabas tiempo haciendo pruebas más largas como has dicho. ¿En qué distancias te encuentras mejor y sobre qué terrenos?
El año pasado aún las maratones se me quedaban algo largas, pero este año he trabajado mucho para conseguir adaptar al cuerpo a correr esas distancias. Ahora mismo me siento cómoda en carreras de 3 a 5 horas. En relación a los terrenos, es cierto que siempre me ha gustado más lo técnico que no lo "corredor", pero últimamente, al preparar el mundial tuve que cambiar de estrategia y adaptarme a correr más y ahora mismo también me siento fuerte en este tipo de carreras más rápidas.

¿Y cómo habías planteado esta temporada para estar a tope en el Mundial?
Este año nos centramos mucho en preparar específicamente el Mundial y todo lo otro pasó a segundo plano. Empezamos a cambiar los entrenamientos y hacer pruebas mucho más corribles y entrenamientos parecidos a lo que nos íbamos a encontrar en Portugal. Cambiamos entrenos de caminar-correr de 3-4 horas, por correr y más correr, el cuerpo tenía que adaptarse a un terreno más corrible y más "rompepiernas". Empezamos a meter algo más de volumen y más intensidad y tiradas largas con ritmos más alegres. Creo que el reforzar mi punto débil que hasta el momento eran los "falsos llanos" me dio la fuerza para poder llegar a estar en el cajón en este Mundial.

Has contado que tanto el perfil como el terreno, con algunas bajadas técnicas, te gustaba. Ahora que ya ha pasado todo ¿pensabas que ibas a estar peleando por las medallas?
Sentía que había entrenado mucho más que en cualquier otra temporada, los entrenamientos habían salido muy bien y me sentía mucho más fuerte, pero en las carreras nunca sabes lo que puede pasar y menos en un Mundial que todas luchamos por lo mismo, la victoria. Pero debo admitir que en ningún momento me limité mentalmente o me sentí inferior, creo que es vital confiar en uno mismo y en el proceso de entrenamiento, llegábamos motivados, con ganas y con ilusión y lo único que quedaba era salir y pelear.

¿Cuál fue el momento clave dónde te viste en el podio?
En el km 16 antes del avituallamiento, en el primer descenso ya me coloqué tercera muy cerquita de la segunda. Ahí es donde me di cuenta que podría pelear la carrera e intentar coger podium. Y así fue, luché casi toda la carrera por el cajón y lo di todo.

¿Y ahora qué? ¿Te vas a replantear la temporada, seguirás con lo planificado... o el Mundial de Argentina en noviembre pasa a ser tu principal objetivo?
Seguiré haciendo pruebas del circuito Skyrunning, que son carreras que me encantan por sus características y además es donde realmente me siento más cómoda. Y luego prepararé con mucha ilusión y ganas el Mundial de Argentina, tengo muchísimas ganas de poder conocer Argentina y disfrutar corriendo por allí.

¿En estos momentos eres una deportista profesional a todos los efectos como nos has apuntado o necesitas trabajar en otros menesteres para salir adelante?
Me siento afortunada ya que este año como he dicho anteriormente formo parte del equipo de Adidas Internacional y esto me ha brindado la oportunidad de poder dedicarme profesionalmente a correr, por este motivo, estoy súper agradecida de tener esta oportunidad, soy consciente que pocos la tienen.

Por tu juventud, podemos decir que las distancias ultras aún te quedan lejos pero ¿te atraen esos esfuerzos, te pasarás a probar en breve o qué planes tienes al respecto?
Es cierto que las ultras me atraen mucho y creo que por mi fuerza mental se me podrían dar muy bien. Pero no quiero saltarme pasos ni quemar etapas, quiero hacerlo todo con cabeza y poquito a poco, hay que aprovechar la velocidad ahora y en un futuro ya se verá, pero sí, sería genial poder disfrutar de carreras más largas.

Comparte la noticia:





Imprimir esta noticia































Servicio Oficial diseñado y producido por ATOS España. © Copyright 2019 / RFEA 1997-2019. Reservados todos los derechos.

| AVISO LEGAL | POLÍTICA DE PRIVACIDAD |