Real Federación Española de Atletismo
            Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en RSS Síguenos en Youtube Síguenos en Linkedin


 martes, 23 de abril de 2019   ENTREVISTA WEB 27/2019
Celia Antón y Marta García, el poder castellano de las "Alonso"

Por : Vicente Capitán


Celia y Marta, Marta y Celia se conocen bien desde pequeñas. Han compartido rivalidad y amistad tanto por paisanaje castellano leonés (Aranda de Duero y Palencia, respectivamente) como por haber coincidido ambas en finales y podios nacionales. Marta es un año más pequeña, Celia siempre ha sido la referencia para las chicas de su generación por sus éxitos, incluso internacionales, y Marta lo reconoce con admiración. Marta ha dado un gran salto cualitativo este invierno al asentarse entre la élite nacional tanto en pista cubierta (medalla de bronce en 1.500) como en campo a través. Celia Antón ha vuelto a las andadas tras un 2017 y parte del 2018 prácticamente en blanco por lesión, culminando este invierno con el subcampeonato de España de 3.000 en pista cubierta y la final en el Europeo de Glasgow.

Celia ganó a Marta el Nacional Sub23 de Cross (novena y décima absolutas) y es muy probable que ambas se vean las caras este verano en más de una ocasión (1.500 y/o 5.000) y quién sabe si en la final del Europeo Sub23. Curiosamente ambas comparten Alonso como segundo apellido.

Las dos habéis sido atletas destacadas desde bien pequeñas, especialmente Celia que ha ganado casi todo lo posible hasta júnior, pero ¿contarnos vuestros inicios deportivos y algún bonito recuerdo de aquellas épocas?
Marta: Con tan solo cuatro añitos comencé a competir animada por mi hermana mayor que se apuntó a atletismo en la escuela de nuestra ciudad, Palencia. Era la única de mi edad y siempre intentaba hacer lo mismo que los mayores, lo que me costó que mis padres dejaran de llevarme a los entrenamientos, pero sí que competía en crosses y carreras de alrededor en categorías superiores porque ni siquiera existía una para mi edad. Recuerdo que a los seis o siete años gané todas la carreras en las que participé durante la temporada… hasta que poco después apareció aquella chica con pequitas que prometía tanto, Celia Antón. Además, también aparecieron un grupo de chicas del CAV de Valladolid como Ángela Alonso, que ahora entrena y estudia en Estadios Unidos de quien también guardo un bonito recuerdo. El nivel era extraordinariamente alto en nuestra categoría y las victorias a nivel regional se vendían sin duda muy caras.

Celia: Todo empezó en las clases de educación física de mi cole, la profesora vio que destacaba y me animó a que me inscribiera al club de atletismo Aranda y allí empecé a entrenar Leocadio de Blas. Tuve que dar un poco de guerra a mis padres pues consideraban que hacía ya muchas actividades extraescolares y además, pensaban que era un antojo pasajero. Pero Celia no se cansó de insistir. Para sorpresa de todos, tras un mes jugando al atletismo gané mi primer cross, el de Atapuerca, en categoría alevín. Como anécdota, por entonces desconocía totalmente el mundo del atletismo y corrí con unas zapatillas para nada específicas ¡pesaban más de un kilo cada una! Desde entonces aquí sigo, ahora ya en el club de adidas y viviendo el atletismo de manera más profesional.

Habéis ido quemando etapas compaginando bien el cross con la pista ¿qué es lo que más os gusta?
Marta: A mí me gusta el conjunto. Me encanta hacer cross en invierno. El cross tiene algo especial, el correr en entornos naturales que brindan tantas posibilidades: barro, lluvia, cuestas, terrenos irregulares… es una disciplina única y también sirve para poner los cimientos del verano. Pero la pista sigue siendo la joya de la corona, y verano también es sinónimo de tartán. La adrenalina del 1500 es una de las mejores sensaciones que he experimentado… y es bonito ver todas las disciplinas del atletismo en un mismo recinto.

Celia: No sabría que elegir, me gustan ambas, son diferentes. Gracias al cross en invierno construimos una buena base para la pista de verano. En mi opinión ambas disciplinas se complementan de esta manera.

En el caso de Celia, tras una etapa deslumbrante hasta llegar a júnior, te llegó una lesión larga, de la que te ha costado salir ¿Cómo le has plantado cara a esos malos momentos y de qué te han servido?
Celia: ¡Ufff ! han sido épocas difíciles y muy duras. Lesionarse es de esas cosas que solo eres capaz de conocer realmente cuando las sufres en primera persona. Por supuesto, te afecta a ti y a tu entorno más inmediato. Tras tocar fondo, con mucho, muchísimo trabajo, y junto a mi tándem, que confía siempre en mí (y espero que lo siga haciendo) conseguimos salir a la superficie. Ahora también sé, que tocar fondo sirve para conocer verdaderamente a las personas de tu alrededor, así como a ti mismo.

Y Marta ¿cómo llevas el idilio de cualquier atleta con las lesiones o malos momentos?
Marta: Creo que el deporte es una vía para mejorar tanto física como mentalmente, y que la mente es tanto o más importante que las piernas para ser un gran competidor. Las lesiones conviven con los deportistas y debemos afrontarlas como una etapa más de nuestra carrera porque sin duda nos hará fortalecer aspectos diferentes que también debemos cuidar. No puedo hablar mucho de qué se siente en estos casos, por suerte no he sufrido muchas lesiones hasta el momento (toco madera), pero quiero animar a todos a no rendirse ante la lesión, y si necesitan inspiración, sin duda Celia lo es.

Las dos dejasteis vuestra tierra y a vuestros entrenadores de toda la vida coincidiendo con el paso a la Universidad. ¿Cómo habéis llevado esos cambios?
Marta: Venía de entrenar sin grupo en Palencia, solo acompañada de mi antiguo entrenador Mariano Diez, al que le debo mucho y le doy las gracias por tratarme con tanto mimo durante mi niñez, pero tener un grupo de entreno es también básico para disfrutar el doble de esto. Además, he tenido la suerte de estar donde quería estar, estudiando Medicina como siempre quise y rodeada de gente increíble. Así que no puedo estar mejor.

Celia: Un cambio que a todo el mundo le llega y que por supuesto, es la oportunidad para comenzar a ser independiente de verdad. Dejar tus inicios y tu casa, enfrentarte a nuevos retos, aprender. En definitiva, creo que es un paso esencial que todo el mundo debe experimentar.

¿Os habéis adaptado bien a vuestros nuevos entrenadores, compañeros de grupo?
Marta: Para mí ha sido muy fácil adaptarme, he encontrado en Valladolid una nueva familia y un gran entrenador, Uriel Reguero, que ha ejercido también de padre, amigo y de absolutamente todo lo que he necesitado. Mi grupo de entrenamiento son parte fundamental de mi bienestar en Valladolid. Me han acogido genial y creo que todos sentimos que tenemos una segunda familia.

Celia: Por suerte mis compañeros me lo pusieron muy fácil tras incorporarme al grupo de Juan del Campo y Luis Miguel Martin Berlanas. Estoy muy agradecida de poder formar parte de él.

¿Qué aspectos pensáis que debéis mejorar más en los próximos años?
Marta: Deportivamente debo mejorar en todo eso que no es entrenar como tal, el entrenamiento invisible, es decir descansar, cuidar la alimentación… todos esos detalles que de alguna manera marcan la diferencia cuando estas al máximo nivel.

Celia: Nadie es perfecto. Entreno diariamente para mejorar y superarme a mí misma, trabajo los puntos débiles y los fuertes. Solo así podré encontrar el equilibrio. Es necesario también cuidar los pequeños detalles, el entrenamiento invisible, prevenir siempre es mejor que curar. Por supuesto también son necesarios los periodos de desconexión o vacaciones para poder recargar las pilas y retomar de nuevo entrenamientos y competiciones.

Destacarme algo de vuestra compañera de entrevista
Marta: Sin duda su humildad. A pesar de haber destacado y seguir haciéndolo, siempre ha tratado a sus adversarios de igual a igual, siempre ha tenido respeto por todos aun sabiendo que tenía un gran margen de ventaja… y bueno, si tengo que decir algo más, diría su cabeza y su tesón para afrontar esos años oscuros donde lejos de tirar la toalla ha sido capaz de salir más fuerte y volver a la competición mejor que nunca.

Celia: Marta es una chica trabajadora y constante, alegre y buena estudiante. Tenemos una bonita amistad, una de esas que me ha regalado este deporte.

Al inicio de temporada ¿pensabais o habíais planificado una campaña invernal como luego habéis ido realizando?
Marta: Nos planteamos unos objetivos que hemos cumplido, sin duda. Pero la verdad, no me imaginaba ni la mitad de lo que ha pasado este año. Mi primera medalla en un campeonato absoluto, aquel segundo puesto en el Cross por Clubes en Linares… sentirme en la lucha en la categoría absoluta era algo que veía lejos, y que hoy ya es realidad. Y es lo que más valoro de esta temporada invernal.

Celia: Para nada, no suelo ponerme metas ni objetivos a largo plazo. Simplemente me gusta centrarme en el día a día, en el ir haciendo, en el ir sumando. Si la continuidad, el trabajo y la salud se unen, llegan los éxitos.

Por último, ¿adelantarnos los objetivos a corto y medio plazo?
Marta: La campaña estival sin duda esta marcada por un objetivo, el Campeonato de Europa Sub 23. Así que, toda la preparación y las competiciones irán enfocadas a clasificarme para estar allí y poder hacer un buen papel, en principio en el 1.500, pero tengo también la mínima de 5.000 y 10.000 (esta la hizo la semana pasada al ganar el Campeonato de España con 34:12.04).

Celia: Llega la temporada de verano y con ella los campeonatos de España de pista al aire libre, a nivel internacional un Europeo Sub23. Me gustaría debutar en ellos y estar a la altura, ya veremos si es en 1.500 o 5.000. Más a largo plazo, ojalá Tokio 2020, creo que ir a unos Juegos Olímpicos es el sueño de todo deportista.

Comparte la noticia:





Imprimir esta noticia

















Celia Antón con su entrenador Juan del campo
Celia Antón con su entrenador Juan del campo

Celia Antón con su entrenador Luismi Martín
Celia Antón con su entrenador Luismi Martín

Marta garcía con su entrenador Uriel Reguero
Marta garcía con su entrenador Uriel Reguero









Servicio Oficial diseñado y producido por ATOS España. © Copyright 2019 / RFEA 1997-2019. Reservados todos los derechos.

| AVISO LEGAL | POLÍTICA DE PRIVACIDAD |