Real Federación Española de Atletismo
Real Federación Española de Atletismo



        Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en RSS Síguenos en Youtube Síguenos en Linkedin

    



   »» WEB EUROPEAN ATHLETICS     »» WEB BERLIN 2018

 miércoles, 18 de julio de 2018   ENTREVISTA WEB 30/2018
La marchadora de Viladecans nos hace repaso a su larga y amplia trayectoria deportiva
Beatriz Pascual, la marchadora ilustrada

Por : Emeterio Valiente


Su palmarés en el asfalto quita el hipo y el oficial es aún más brillante, una vez depuradas las clasificaciones por el tamiz de la legalidad. En las aulas no se queda a la zaga, acumulando casi más créditos que como atleta, que ya es decir pero, curiosamente, asegura que no sabe qué significan las siglas 'DQ'. Como todos los anteriores, su último trofeo también lo conquistó en agosto, es, seguro, más valioso que un oro olímpico y es que Gerard se ha incorporado a su equipo de trabajo, que ya piensa en Doha 2019.

Beatriz, ¿cómo ha te has encontrado en tu reaparición esta temporada tras casi dos años alejada de la competición?
- La verdad es que no sé muy bien definir cómo me encuentro. Mentalmente estoy con muchas ganas porque disfruto mucho de lo que hago, pero físicamente estoy muy limitada, ya que no descanso como debería. Sigo dando pecho a mi bebé, Gerard, que cumplirá un año el 10 de agosto, y eso no es compatible con dormir bien por las noches para poder recuperar y asimilar entrenamientos. Si a esto le sumamos la escritura de mi tesis doctoral, las 24 horas del día no me son suficientes. El entrenamiento de alto nivel requiere de unas rutinas y unos horarios que yo no tengo y llevo casi un año sin rutinas, todo va en función del bebé, y los entrenamientos varían en función de si tengo canguro, de si papá ha llegado de trabajar, o de si mi tesis va avanzando de forma correcta.

-Desde que fuiste madre, ¿cómo te has ido reincorporado a los entrenamientos, estuviste tiempo sin entrenar o en todo momento te mantuviste activa de alguna manera?
-Tuve la gran suerte de tener un buen embarazo, de manera que hasta el día que di a luz, estuve haciendo actividad física. Hasta el quinto mes seguía marchando y después hice una actividad muy adaptada de gimnasio suave y sin impacto. Después de dar a luz, por supuesto descanso obligado de 6 semanas, y como me recuperé tan bien, pues empecé muy poco a poco a hacer deporte. El cuerpo es muy listo, y a medida que estaba más recuperada y me encontraba mejor, me pedía más y ya he podido hacer un par de 5000m marcha en pista.

-¿Qué planes tienes para la temporada que viene?, ¿vas a intentar volver a tu mejor nivel o consideras que es algo muy complicado tras haber 'bajado el pistón' estos dos últimos años?
-Es más o menos complicado en función de lo que quieras invertir, tanto en el deporte, como en la maternidad y de cuáles sean tus prioridades. Creo que bajar el pistón es positivo, y me ayudaría a volver a mi mejor nivel, siempre y cuando las lesiones me respeten, ya que no han sido dos años de parón completo, ni mucho menos. La temporada 2015-16 fue de las mejores que he tenido, y venía de otro año en blanco por operación en las dos rodillas.


-Si preguntáramos a los aficionados: "nombre de un/a atleta español/a que ha sido ¡tres veces! finalista olímpic@, es probable que muchos de ellos pronunciaran el nombre de celebérrimos atletas que no ostentan tal distinción más que una vez o a la sumo dos, ¿te da la sensación de que todo el mundo sabe que eres un gran atleta pero que ese reconocimiento se queda corto teniendo en cuenta tu palmarés?
-Creo que todos los que vivimos nuestro deporte sabemos lo que cuesta pasar a una final olímpica y todos lo valoramos. En cambio, gente que quizás no entiende tanto de atletismo, no ve más allá de lo que no sea una medalla. Creo que el reconocimiento es algo muy subjetivo y depende mucho de lo que la gente sepa de un determinado deporte.

-Somos un país muy 'de medallas', seguramente con una sola medalla en una gran competición, como fue el caso por ejemplo de María Vasco en lo JJOO de Sidney, esa percepción hubiese cambiado, ¿estás de acuerdo?, ¿crees que a las medallas se les otorga un valor exagerado?
-Creo que a las medallas se les da el valor que tienen. Sólo hay tres y son para los tres mejores. Uno siempre entrena para ser el mejor.

-Repasemos tus tres participaciones olímpicas, ¿qué recuerdos tienes de cada una de tres actuaciones, Pekin, Londres y Río de Janeiro, de cuál de ellas guardas un mejor sabor de boca?
-Pekín es la que recuerdo con más cariño, pues fueron mis primeros JJOO y la primera vez que quedaba entre las mejores del mundo. De Londres me quedo con la competición que hice y lo mejor es que tuve a toda mi familia allí animándome. Recuerdo que mi madre me dijo: "cariño, para mí has sido segunda detrás de Rigaudo. Las 6 primeras posiciones no cuentan, van aparte: tres chinas y tres rusas" (entonces no se sabía el positivo de la ganadora, la rusa Olga Kaniskina).

-En Mundiales tu cosecha es igualmente formidable, con sextos puestos en Berlín (que pasó a ser quinto tras el positivo de Kaniskina) y Moscú y octava en Daegu, ¿en cuál de estos Mundiales o JJOO tenías a priori más posibilidades de rondar el pódium?
-Tanto a Berlín como a Moscú, no llegué en las mejores condiciones, pues tuve problemillas en la preparación. En cambio, el día D supe sacar lo mejor de mí. Moscú fue muy especial para mí, ya que fue un año en que la preparación la tuve que hacer sola, y es por ello que me sentí orgullosísima de mí misma cuando crucé línea de meta. En cambio en Daegu, año en el cual la expectativa era claramente de pódium, fue el peor de mis mundiales, ya que por errores que cometimos en la preparación, mi pico de forma ya había pasado, y no pudo ser.

- En tus inicios entrenabas con Reyes Sobrino, ¿en qué momento pasaste a estar con José Marín y cuáles fueron los motivos del cambio?
-Reyes Sobrino era mi entrenadora en el club de atletismo de Viladecans. Después, en categoría juvenil cambié de club y pasé a entrenar con Marcos Flores y con José Marín empecé a entrenar en 2002 cuando entré en el CAR de Sant Cugat.

- Supongo que habiendo crecido en Viladecans, cuna de tantísimos campeones de la especialidad, lo tuviste claro a la hora de decantarte por la marcha, ¿es así?
-Ni mucho menos, acabé haciendo marcha por casualidad. Practicaba atletismo por hacer lo mismo que mi hermano mayor. Competíamos en todas las pruebas, y haciendo marcha, me subía al pódium, eso fue lo que me enganchó: ganar y poder optar a hacer competiciones más importantes y ponerme mayores objetivos.

-Tus dos mejores marcas las realizaste en los JJOO de Pekín (1h27:44) y Londres (1h27:56), ¿es la mejor muestra de que eres una excelente competidora, al hacer tus mejores marcas en las pruebas más importantes?
-Es una muestra de que soy buena competidora, pero no sé si la mejor. Mejor estado de forma que tuve en Río de Janeiro no lo he tenido nunca, y ya ves… fui octava y con una discreta marca de 1h30. No he encontrado explicación aún.

-El año 2010 fue excelente para ti, batiendo el récord de España de 10km en pista en Avilés (42:40.33, aún vigente), ganando en el muy prestigioso Gran Premio Cantones de La Coruña (1h28:05)…¿por qué crees que rendiste tan bien ese año?
- Porque me operaron el año anterior, en noviembre de 2009, y empecé a entrenar en febrero-marzo de ese mismo año. Estaba bastante más fresca que las demás.

-Por cierto que ese día en La Coruña batiste, entre otras, a la hoy plusmarquista mundial Liu Hong, no todo el mundo puede decir lo mismo…,
-Si te digo que entonces no sabía quién era…(risas).

-El Europeo de ese año se celebró en Barcelona, donde entraste quinta en línea de meta, ¿cómo viviste la prueba, cómo se desarrolló, pensabas hasta el final que te podías hacer con una medalla?
-Fue un desastre de prueba, y enterarme años más tarde que finalmente fui cuarta todavía me sabe peor. Fui muy arriesgada, ya que tenía las medallas muy cerca, y hasta el km 13 estaba segura de que sería bronce, pues a la rusa de delante cada vez la tenía más cerca, pero pasamos una curva, y en menos de 10 segundos, ya me llevaba más de 100m ¿cómo podía ser, cómo había hecho aquello, no se supone que estaba pinchando…? Después del esfuerzo enorme que llevaba haciendo, me vine abajo. Al final, por luchar un tercer puesto, perdí un cuarto y me pasó la alemana Seeger. Quedar cuarta o quinta me daba igual si ya no tenía medalla. Luego en 2015 te enteras de tu avance a la cuarta posición, por la descalificación, otra vez, de Kaniskina, que había ganado, ¡imagínate qué gracia!

-Donde no se te escapó la medalla fue en el Europeo de Grosseto, hace la friolera de ¡17 años!, ¿qué recuerdas de esa actuación?
-Recuerdo que todo lo que no fuera medalla, no me hubiese satisfecho. Lo que más recuerdo de aquella competición es una ampolla que me salió en el talón unas tres semanas antes, y era tan bestia, que me acompañó hasta allí.

- Si los 50km se hubiesen añadido al programa femenino hace unos años, ¿crees que te hubieras animado a probar en la distancia, cómo crees que te hubieras adaptado?
-Creo que no me hubiera animado, no lo sé.

-La otra 'gran dama' de la marcha española, ha sido María Vasco; a pesar de ser 7 años mayor que tú, habéis coincidido en multitud de competiciones, ¿qué nos puedes decir de ella?; después de conquistar el bronce olímpico de Sidney con solo 24 años, ¿pensabas que iba a ganar más medallas internaciones después?
-María Vasco es la mejor marchadora española que hemos tenido. No es sólo por su medalla en Sydney, sino por todo su impresionante palmarés.

-En la actualidad María Pérez y Laura García-Caro se están mostrando muy fuertes en los 20km, ¿cómo las ves?
-Son chicas jóvenes, muy buenas competidoras, que se hacen grandes en las competiciones importantes, y eso es genial. Además, con el margen de mejora que tienen, creo que nos darán muchas alegrías.

-¿Te ha sorprendido que Julia Takacs haya hecho marca personal en 20km una vez que se ha pasado a los 50?
- Me sorprendió un poco, pero justo hablando con mi entrenador, me dijo que era algo bastante normal, pues la marchadora portuguesa Ines Henriques también hizo mejor marca personal esta temporada en 10km.

-Aunque es un tema 'feo' que ya se ha deslizado antes, ¿qué opinión te merece el goteo incesante de casos de dopaje de marchadoras rusas que fueron rivales tuyas en las grandes competiciones?
-Es un tema horrible, y la verdad es que prefiero ni hablar, pues me pone de mal humor. Empecé siendo muy inocente pensando que lo del dopaje era algo muy lejano, y acabé haciendo competiciones sabiendo que no todas las competidoras llevábamos la misma gasolina. Al final, con lo que te quedas es con que tú compites por y para ti, y es tu propio resultado, lo que te hará sentirte más o menos realizado.

- Entre tanto éxito deportivo, aún has tenido tiempo de licenciarte en Farmacia y Bioquímica, ¿cómo se consigue eso?, ¿cómo te organizabas los cursos?
-Farmacia, se puede decir que la hice del tirón, de manera que la organización era estrés, exceso de cansancio, lesiones y no acabar las temporadas. Después, Bioquímica ya fue un placer, era secundario al entrenamiento y hacía muy pocas asignaturas. Además, el hecho de estar en el CAR de Sant Cugat, al lado de la universidad, era una gran ventaja, ya que me permitía poder entrenar e ir a clase, y además, aprovechar el tiempo para poder descansar.

-Un dato escalofriante es que nunca has sido descalificada en una prueba de 20km marcha, ¿cuál dirías que es el secreto?
- Eso es gracias a mi entrenador, José Marín; para mí, técnicamente, es el mejor del mundo y de hecho muchos entrenadores le piden consejo a nivel técnico para sus atletas, por tanto, es algo público, no es ningún secreto (risas).

-Los grandes aficionados van a disfrutar viéndote marchar este fin de semana en el 10.000m marcha del Campeonato de España en Getafe, ¿qué marca crees que harás?
-Me gustaría rondar los 45m, pero me tiene que salir un día muy redondo para eso; por supuesto, no voy a poder salir a 'pelearme' con las que ahora están arriba: Raquel (González), María (Pérez), Laura (García-Caro), July (Takacs), entre otras, de ellas me puedo olvidar, porque como salga con ellas me puede dar algo (risas); Sólo llevo tres meses entrenando y lógicamente los 10000m se me van a hacer largos, pero me hace ilusión competir, aunque no sea a mi mejor nivel; no me importa rendir a un nivel más bajo, ya me iré poniendo a tope la próxima temporada.



Enlaces relacionados:

Historial Deportivo de Beatriz Pascual
Comparte la noticia:





Imprimir esta noticia


En el Campeonato del Mundo de Berlín 2009
En el Campeonato del Mundo de Berlín 2009

En el Campeonato del Mundo de Moscú 2013
En el Campeonato del Mundo de Moscú 2013

En el Campeonato del Mundo de Daegu 2011
En el Campeonato del Mundo de Daegu 2011

Durante la Copa del Mundo ded Saranks 2012
Durante la Copa del Mundo ded Saranks 2012

Medallista en los Juegos Mediterráneos de Almería 2005
Medallista en los Juegos Mediterráneos de Almería 2005

En Roma 2016 junto a su entrenador José Marín
En Roma 2016 junto a su entrenador José Marín

En el Campeonato de España de Avilés 2010 logrando el récord de España de 10.000m marcha
En el Campeonato de España de Avilés 2010 logrando el récord de España de 10.000m marcha

En el Europeo Sub20 de Grosseto 2001, medalla de bronce
En el Europeo Sub20 de Grosseto 2001, medalla de bronce

En León en 2006 logró su primer título absoluto en ruta
En León en 2006 logró su primer título absoluto en ruta







Servicio Oficial diseñado y producido por MSL Technology. © Copyright 2018 / RFEA 1997-2018. Reservados todos los derechos.
| AVISO LEGAL | POLÍTICA DE PRIVACIDAD |